La reclamación de paternidad es aquel procedimiento judicial amparado por la constitución española en donde se establece que la ley debe posibilitar la investigación de la paternidad. Éste procedimiento busca la averiguación judicial  cerca de aquí en puede atribuirse de manera invitada la paternidad o maternidad de una persona.

Reclamación Paternidad Malaga

El procedimiento de reclamación de paternidad Málaga se inicia mediante la interposición de una demanda frente a quien se cree padre o madre del demandante y al que según la legislación aplicable y la jurisprudencia, hay que presentar pruebas evidentes de una  presunción que así permita pensar razonablemente que el demandado o la demandada es el padre o la madre del actor.

Tras una valoración de la demanda y de la documental aportada  por parte del órgano judicial competente para conocer del presente juicio se da traslado de la demanda de paternidad al demandado para que conteste a la misma y aporte pruebas, en este caso, de su negativa a admitir  la paternidad o la maternidad en cuestión.

Paternidad Málaga

Según nuestros Abogados reclamación de paternidad Málaga es prueba fundamental en este tipo de procedimientos la conocida como prueba biológica. Por todos es sabido os de la exactitud en este tipo de pruebas para la determinación de la filiación. Prueba de ello es que gran parte de estos  procedimientos judiciales terminan sin necesidad de juicio cuando se incorporan a los autos el resultado de las señaladas pruebas biológicas.

Según el criterio de nuestros abogados de reclamación de paternidad en Málaga son pruebas habituales usadas para la interposición de demandas de esta tipología, las testificales, pruebas gráficas como fotografías o vídeos y todo aquel soporte  probatorio que acredite al menos una relación previa entre los intervinientes del que se pueda deducir el nacimiento posterior del demandante en el proceso de filiación.

Demanda de Paternidad

Vamos a comentar un expediente en el que se trató una reclamación de paternidad controvertido. El Juzgado de Primera Instancia desestimó la demanda de filiación interpuesta por Dª. Ariadna frente a D. Olegario y en la que solicitó como prueba anticipada la realización de la prueba biológica para determinación de paternidad.

Frente al recurso de apelación interpuesto por la representación procesal de Dª. Ariadna la Audiencia Provincial dictó sentencia por la cual, estimando el recurso de apelación, declaraba que la demandante es hija extramatrimonial del demandado ordenando librar mandamiento para la oportuna inscripción mediante nota marginal.

El Tribunal Supremo, según señalan nuestros Abogados reclamación de paternidad Málaga conoció el recurso de casación y extraordinario de infracción procesal interpuesto por la representación de D. Olegario sucedido tras su fallecimiento por sus hermanas Dª. Melones y Dª. Juana.

La sentencia del Alto Tribunal de 17 de Junio de 2011, al margen de cuestiones procesales desestima los recursos por entender que a pesar de que la negativa del demandado al sometimiento a la prueba de paternidad no tiene por sí misma carácter de “ficta confessio” sí que puede considerarse un indicio probatorio muy valioso pero que habrá de ponderarse por el órgano judicial con la base probatoria indiciaria existente en el procedimiento. En este sentido el Tribunal Supremo recurre a la doctrina del Tribunal Constitucional que determina que “la vinculación del afectado a la práctica de la prueba biológica no constituye propiamente un deber, sino una carga procesal puesto que su incumplimiento no puede dar lugar a imponer su realización a través de medios coactivos, sino que únicamente determina que, en caso de ser injustificada la negativa, recaigan sobre la persona renuente las consecuencias de la falta de prueba.

En el caso en cuestión, como Abogado reclamación paternidad Málaga,  existe una clara discrepancia por parte del recurrente con la interpretación que la Audiencia Provincial realizó de esas pruebas indiciarias, dos testificales, para acreditar que al momento de la gestación de la demandante, el demandado mantenía una relación sentimental con su madre. Además de ello alega el demandado que su negativa a la realización de la prueba biológica atiende a que en la nota marginal de la inscripción del nacimiento de la demandante, consta como nombre del padre del inscrito el de “Flequi”, que no es el demandado sino el marido de la madre, por lo tanto está justificada la negativa entendiendo que la solicitud de la prueba biológica no es proporcionada y que además solo se solicitó su realización en el incidente de medidas cautelares sin que se reiterase posteriormente en el procedimiento principal.

Una cuestión interesante de la sentencia del Tribunal Supremo es que frente a esta última petición sobre la falta de reiteración de la prueba en el procedimiento principal se pronuncia desestimándola al considerar que habiéndose negado el interesado por unas razones que llevan a los tribunales que han entendido este litigio a calificarlas como “arbitrarias”, no se conseguía nada reiterando la petición. Teniendo en cuenta, además, que la petición de prueba se efectuó por medio de otrosí en la demanda como prueba anticipada y en el apartado V de la propia demanda en el que se interesaba se procediera a la investigación de la paternidad, incluidas las pruebas biológicas. Esta circunstancia contradice el argumento de la parte recurrente que ve denegadas todas sus pretensiones y argumentos, ratificando la sentencia recurrida y la paternidad que ésta le atribuye.